10/7/21

Gestos






Calladamente, en el extremo de la noche
un cuerpo en los gestos del otro
inscribía como suplencia pulsaciones
entre las ruinas enrojecidas
del ámbito general de la carne.



Eduardo Hervás
Perfecto fuego



14/6/21

Vértigo






Hay otra ciudad. Una barriada con laberínticas escaleras mecánicas que conducen a las vías que transportan un funicular-ascensor que se eleva hasta llegar a la mayor altura. Al salir del funicular y antes de acceder al asfalto de la acera de una avenida, se encuentra una especie de "descansillo" desde el cual se contempla una espectacular vista de la ciudad, al fondo su bahía. La mirada se abisma en el vértigo y el deseo de caer que esconde Satán.

5/4/21

Robar



Los poetas inmaduros imitan. Los poetas maduros roban.


T. S. Eliot



2/4/21

Impulso



Hay algo que prolonga y eterniza la acometida, el oleaje, la pulsión, la marea, que todavía intenta nacer, que debe surgir bajo la forma que sea en la luz.

Hay un impulso que se alza incluso en aquel que se lanza a la muerte.


El hombre de tres letras

Pascal Quignard



5/3/21

Vértigo



Christel se adentró en las profundidades más oscuras de sus ojos y bebió largamente del pánico y el vértigo que allí encontró.

 

    - Lo amaré siempre, salvado, perdido... dondequiera que me lleve; sí, para lo que sea... para ser su juguete, su esclava, aunque eso me destruya, aunque no pueda ayudarle.

 

La mirada de Allan vagaba, flotaba sobre ella, perdida, crucificada por un pensamiento lúcido.

 

    - Sí, Christel, usted me ama [...] Usted sólo me ama unido a mi muerte.


Un bello tenebroso

Julien Gracq



4/1/21

Noche




¿Por qué la muerte es la primera noche de la quietud?

Porque finalmente se duerme sin soñar.

 

La primera noche de la quietud

Valerio Zurlini



22/12/20

Al detenerse junto al bosque en una noche nevada




Creo saber de quién es este bosque.
Su casa queda en el pueblo vecino;
no me verá pararme en el camino
a contemplar la nieve caer.

 
Mi caballito creerá que es extraño
que me detenga donde no hay una casa;
aquí entre el bosque y la helada laguna,
en la noche más lóbrega del año.
Sacude las campanillas del arnés
para saber si estoy desorientado.


No hay otro sonido que el rumor
del viento dócil y el de los copos blancos de la nieve.
Del bosque bello, lóbrego e inmenso he de partir.
Tengo promesas que cumplir
y mucho por andar antes de dormir.
Y mucho por andar antes de dormir.

 

Robert Frost



3/11/20

El boliche pirata




Escribe:

"Te gustará saber que el boliche pirata es una corte de frikis. Para sobrevivir, ahora también venden estadios y aviones para armar. Uno de los feligreses es un viejo fantástico que te cuenta sus suicidios. 'Cada tanto se suicida y desaparece', me dice el empleado a cargo. Se retira del mundo por épocas, por períodos. Ya se suicidó ocho veces".


28/10/20

A medida que los años pasan...




A medida que los años pasan, decrece el número de seres con quienes puede uno entenderse.


Emil Cioran



8/7/20

Todo es tan lento...





[...]

Todo es tan lento como el pasar de un buey sobre la nieve. Todo tan blando
como las bayas rojas del acebo.

[...]


Julio Llamazares
La lentitud de los bueyes



17/5/20

Infame turba




[...]

¿Que pájaro del frío, aguzanieves
del olvido, avería, nevatilla,
trémulas patas sobre ramas yertas,
con sus picos hurgando en el sonoro
corazón, tronco vivo retumbante,
cavaban tumbas al helor del tiempo?

[...]



Pablo García Baena, Infame turba.



15/10/19

Cuaderno